martes, 31 de marzo de 2015

PRENDES LAS LÍNEAS DEL POEMA

"Prendes las líneas del poema"








Prendes las líneas del poema
y el agua del alma se queda leyendo
el fuego de la verdad que no el eterno.

Siempre pensé en la lluvia como en una niña,
en la noche como un mundo debajo de tu vestido
y el amanecer como algo que estallaba
entre las flores de tu cuerpo,

pero ahora hay fuego en los papeles
y tú no estás, no hay nadie y yo estoy escribiendo
el fuego de hoy,  las llamas de mañana
y la luz y las sombras de los sueños.

Prendes las líneas del poema
y el agua del alma se queda leyendo
el fuego de la verdad que no el eterno

y luego habrá cenizas y un pasado turbio
y habrá alguien que dirá que amé o amamos
y que hará una elegía, una canción, unos silencios,
una indiferencia o un olvido,
pero queda el olor del humo y de la piel que fuimos
y ese rastro de una sonrisa gris
para cuando salga el arco iris




Esteban Pérez Sánchez

lunes, 30 de marzo de 2015

DE AMOR EN LA MAÑANA TRISTEZA CON DIAMANTES

"De amor en la mañana tristeza con diamantes"








De amor en la mañana tristeza
                             con diamantes,
desayuno un poema y es fiesta,
todos los días los hago festivos,
y aclarado queda el lujo del instante,
siempre desayuno con un poema, decía,
si es un poema largo me tomo dos café,
si es un libro necesito desayunar dos días,

De amor en la mañana tristeza
                             con diamantes,
siempre me levanto antes de tiempo
para quitarme las prisas
y a veces me tomo el amanecer con galletas
y me como las noches y me como el amor
sé que tengo que tener cuidado,
llevo varias noches engullidas
y no me sienta bien la luna sin tus ojos,

De amor en la mañana tristeza
                             con diamantes
hoy es fiesta,
como cuando alguien se quita un vestido
y mañana también haré el día festivo,
como siempre,
con un gato y una película y un argumento
que termina en un día de lluvia
y una luna sobre un río

y un poema


Esteban Pérez Sánchez

domingo, 29 de marzo de 2015

DE AQUELLOS DÍAS QUE NUNCA FUERON

"De aquellos días que nunca fueron"









De aquellos días que nunca fueron
                                lo que quisimos
tan sólo recuerdo lo que amamos
y hay anécdotas de viento y de lluvia
y un eco distante de juegos a hurtadillas
que hoy en las manos son distancias
y  me acuerdo
de todos los olvidos,
del perfume de tus pechos,
de las noches somnolientas
haciendo  malabares con la vida
entre tu cintura y los poemas que no escribía.

De aquellos días  tan sólo recuerdo los olvidos
y la luz de tus miradas en mis hojas,
tan blancas, tan llenas de futuro
y me acuerdo de todo los olvidos,
de cómo salían tus sueños por los poros,
del color de todos los futuros,
de todas las noches que inventamos,
de cada cuento que te conté mientras dormías.


Y me acuerdo
de todos los olvidos,
de todos los malditos olvidos
de aquellos días que nunca fueron
                               lo que quisimos


EstebanPérez Sánchez 

sábado, 28 de marzo de 2015

LAS MANOS VIEJAS DE HOY EN HOJAS NUEVAS

"Las viejas manos de hoy en hojas nuevas"










Las viejas manos de hoy en hojas nuevas
y son poemas
y son heridas
y son tiempo
y es una mujer cosiendo la libertad
y es un hombre que simplemente ama.

Las viejas manos de hoy sobre tu luz
en esas viejas pasiones de las sombras
perfumadas de siglos de codicia
y la inercia del viento en las costumbres,
costumbres  meditadas,
malditamente meditadas,
y son poemas
y son batallas cuerpo a cuerpo
y son olvidos que se han enredado
entre horas y horas amando en los segundos,
a través de las entrañas de la vida,
a través de nosotros.


Esteban Pérez Sánchez


viernes, 27 de marzo de 2015

DE TANTAS NOCHES SIN PREGUNTAS

"De tantas noches eternas sin preguntas"








De tantas noches eternas sin preguntas
                                    somos sus mañanas

y la luz de la vida en la palabra,
en ese acaso común de unas miradas,
en ese abrazo del tiempo que nos hiere,
en ese adiós que nunca nos dijimos,
en esa verdad que enloquece en la constancia,
en ese beso que oculto predispone un secreto.

De tantas distancias, arenas de fuego
y bocas sedientas conjugando la sed
                          de un cuerpo a cuerpo

porque nunca fuimos y nunca seremos olvido,
porque lo que muere vive en lo reflexivo
y hay siglos y siglos y siglos mal contados
y hay libertades presas en cada mano que damos
y hay un nosotros que está cautivo en el nosotros.





De tanto buscarnos en la piel de las excusas
                                             Seremos excusas.



Esteban Pérez Sánchez







jueves, 26 de marzo de 2015







"Sin esfuerzo"






                                               Sin esfuerzo
dilapida la esencia un segundo de viento
y queda en la costumbre una primavera
con una falda roja, una blusa blanca, un beso
violeta, unos zapatos de color crema
y el vacío de tu ropa entre mis manos.

Nunca se quejó el suelo de los colores,
ni tu piel de sonrisa descarada,
nunca se quejó tu sombra de la mía,
y sin embargo hubo batallas sin guerras
y heridas leves casi muertas
y nunca se quejó el amor del amor,
nunca se terminó el tiempo de nosotros.

                                               Sin esfuerzo
dilapida la vida el viejo verano,
el dulce otoño y el largo invierno
pero nunca el imperio de nuestros secretos,
ese viejo baúl de historias que  nos marca,
que deja constancia de que amamos
y de que el amor sigue escribiendo hojas
y de que somos  aún calendarios en los ojos
y de que la piel aúlla a la muerte y la ladra
                                                    sin esfuerzo



Esteban Pérez Sánchez 











miércoles, 25 de marzo de 2015

ACTORES DE LA VIDA

"Actores de la vida"








Hay corazones robados en la noche,
no solo la muerte espera en la desgana
y todos hemos quedado en el mismo sitio
                                           y a la misma hora.

Actores del teatro de la vida
con el reparto de los papeles y el diálogo
en la boca callada del espejo de otros,
actores que interpretan sin luz un acto
que conmueve a un público expectante
                                                    su tristeza.

Y no sólo la muerte espera en la desgana
y la vida es como una función continua
y somos de papel y estatuas de sal y piedra
y hay actos a continuación y escenas
y luego más actos y más diálogos y más actos
y todos esperaremos la llegada del final
                                                 sin aplausos.


Esteban Pérez Sánchez


martes, 24 de marzo de 2015

"Como pasos guardados"








Como pasos guardados
no más que eso que pides al silencio,
amor en boca con ojos de palabras,
en este ahora que presientes que nada hay,
como pasos de amor guardados,
como pasos que dimos tan lejos de nosotros.

La piel de tus sentidos violeta de la noche,
las caricias del viento triste de este marzo,
las alas de la magia de tiempo que nos llega
tan llenas de color que explotan en rabia.

No más que eso que pides a la noche
robar la belleza que tiene toda distancia
y amar todo lo que queda, como pasos guardados.

No más que eso que desnudarte las palabras,
que vestirlas con todos los olvidos
y ejercer sin pudor un baile deletreado y sin gritos
en la boca de mañana y seguir danzando
con esa locura penitente de saliva,
con esa locura tan incierta y tan constante,
con esa locura de razón enamorada,
con esa locura de los pasos guardados,
de los pasos que dimos tan lejos de nosotros.


Esteban Pérez Sánchez 



lunes, 23 de marzo de 2015

TE RECUERDAS EN UN MAÑANA EXAGERADO

Te recuerdas en un mañana exagerado





Te recuerdas en un mañana exagerado
igual que el ayer que persiste en ser lo que no fue,
cuántas veces has cerrado los ojos buscándote
en una sola verdad, sin hallarte, contando
a la vida lo que esta nunca sabe.

Y te recuerdas en un mañana exagerado
sintiéndote ciudad con sed de otras ciudades
pero sin ser calle recorrida, sólo ciudad,
sólo una extraña filosofía  que huye
de los sentidos de estar o de ser,
que huye de todo menos de ser herida
y te recuerdas.

Te recuerdas odiando lo que amaste
aquél oleaje furioso y el viento al sol de una tarde
cuando eras arena, sólo arena y el aire una caricia,
te recuerdas besando lo que nunca besaste,
escribiendo poemas que ya están escritos,
pariendo hijos que ya están paridos,
te recuerdas como un mañana exagerado,
como un ayer que nunca te existió,
te recuerdas como una vida que nunca has vivido
y cruzas los dedos para que no te vea nadie
y te recuerdas.

Esteban Pérez Sánchez 




domingo, 22 de marzo de 2015

BESARÁS MAÑANA CON LOS LABIOS DE HOY

"Besarás mañana con los labios de hoy"






Besarás mañana con los labios de hoy
y  habrá nombres en los labios
anidados en la lengua, nombres que el olvido
dejó ocultos en tu deseo                            
y sabrán tus besos a primavera y violetas
y besarás con la mirada cerrada
y las verdades abiertas.

Besarás mañana con los labios de hoy
y habrá silencio y olvidarás las muertes
y tendrá sonrisas tu alma
y serás ola en el mar de la vida,
ola y roca y acantilado y playa
y luna hasta que la noche sea sólo sexo
y amanezca.

Besarás mañana con los labios de hoy
entre las aves del tiempo, entre las sombras
que siempre te persiguen, entre los gritos
que siempre callas, entre los finales
que nunca comenzaron, entre la soledad
a la que vuelves.

Besarás mañana con los labios de hoy


Esteban Pérez Sánchez 





sábado, 21 de marzo de 2015

OLVIDO

"Olvido"







Soneto


En el crepúsculo un carruaje
recorre anónimo y espeso
entre valles de agua y de yeso
llevándose contigo el oleaje

y el olvido es un tatuaje
que en la boca deja luz de beso,
el ola y un adiós que queda preso
y un hondo pesar en mi equipaje.

Estatua de sal y piel de puñales
donde la cal modela los ensueños
y el viento calla bajo mi llanto

cubro el tiempo de tierra y canto
donde te olvidé, bajo los sueños,

hay una cruz caída, fríos caudales.


Esteban Pérez Sánchez

viernes, 20 de marzo de 2015

 Poema de “También fuimos niños”


 “Misa de una”





                 

                  

Décima


Pantalón corto, misa de una,
jersey de color azul marino,
postrado ante la cruz de mi destino
la mañana del domingo desayuna
las dudas de la noche. Es triste la duna
que en su arena son almas troqueladas.
Las manos inocentes ya juntadas
y observando de reojo a la muchacha
de seda, falda corta y  cabeza gacha…
Domingo y de rodillas las miradas.


Esteban Pérez Sánchez






jueves, 19 de marzo de 2015

HAS LLEGADO CON LA TARDE Y SABES A PAN

"Has llegado con la tarde y sabes a pan"






Has llegado con la tarde y sabes a pan
de anises y canela besando mis ausencias
y la vida en el viento perfuma todo el deseo,

has llegado cuando la soledad no se quiere marchar
y los ayeres son un hoy consentido que pretenden
quedarse hasta que pasen todos los mañanas,

has llegado y me abres todos los libros y no me cierras
ninguna de las libertades, que abiertas como ventanas,
son el viento donde me dejo ser cometa a la deriva,

has llegado como el verso que me faltaba, como quien llega
para acudir si hace falta al fondo de mí abismo,
has llegado para morir mil veces mis muertes lentas



Esteban Pérez Sánchez

miércoles, 18 de marzo de 2015

EL INVIERNO DULCE DE ESTA TARDE

"El invierno dulce de esta tarde"





A través de las música de tu piel
el invierno dulce de esta tarde,
pasajero como el viento en sus costumbres,
me deja en la boca sus palabras.

Te pienso como un baile, un baile de amor, de danza
 y de arena es tu piel y tiene huellas de destinos.
Cuántas guerras veremos amor de abril,
cuántas batallas nos quedaran sin poemas
y hay gaviotas sobre las rosas de hielo
y la tierra gira sobre nuestros deseos, gira
y gira entre el silencio de nuestros gritos.

Y el invierno sigue, y será, siendo dulce, como un pasado
sin pasado, como la ternura de mañana,
cuando seamos más violentos, cuando más amemos
cuando más olvidemos que seremos huellas
en las guerras y en las palabras de otros.


Esteban Pérez Sánchez




martes, 17 de marzo de 2015

DIÁLOGOS CON LA PARTE DE TI QUE MENOS CONOCES

“Diálogos con la parte de ti que menos conoces”





No sabes cómo comenzar a dialogar
con la parte de ti que menos conoces,
no te atreves a decir qué tal
o cómo va el día
o luego que vas a hacer.

No sabes cómo comenzar pero te atreves
a llevarla la contraria;
te duele una pierna pero la otra no
y entonces que se hace...
jugar al fútbol,
dar una patada a la pared,
-por cierto la chica esa está muy bien-
y se hace un silencio aceptado
y no se sabe si es por las patadas o por la chica
pero parece que hay puntos en común,
pero hay peros en este asunto
¿y si es la chica y hay celos?
y te callas y sigues dando patadas
una con la derecha a la imaginación
otra patada con la izquierda a la derecha
otra patada a la poesía que nadie ha leído
-son muchas patadas-

Y así hasta que te dejas estar tranquilo
y buscas un libro y te sientas
y la otra parte, la que desconoces, te pone música de fondo
y te pasa las hojas con los dedos

y te da por pensar que, seguramente, está loca.

Esteban Pérez Sánchez




lunes, 16 de marzo de 2015

TE SABES CAUTIVO

"Te sabes cautivo"


Te sabes cautivo de ti mismo
y sabes que el tren del tiempo nunca llega
a su debido tiempo y mordisqueas 

y masticas la ansiedad y la boca
pide boca para masticar y hay hambre
de no tener orgullo en los instintos.

Te sabes cautivo y no hay calles
donde encontrar una  noche descuidada
y robarle una luna y dos estrellas

y no hay un callejón para bailarte
debajo del vestido con las manos
mientras el silencio lee algún poema.

Te sabes cautivo y es la ausencia,
tal vez, lo único que esperas
mientras escribes con la piel y olvidas

que mañana será el último día
para pagar las deudas que no tienes
al cobrador inútil de la vida


Esteban Pérez Sánchez








domingo, 15 de marzo de 2015

Esteban Pérez Sánchez Recital Veladas de Pimentel Diputación de Valladolid





A partir del minuto 9 se puede ver parte de mi recital.

RESPIRAS EL AMANECER

"Respiras el amanecer"






Respiras el amanecer
pasan unos muchachos con la noche en la mañana
y  te miran y los miras y sonríes y respiras.

De lo que aguardo no lo sé y el desencanto
está cerrado a estas horas
o durmiendo en otra cama
y caminas por una ciudad que despierta su agonía
con aroma a invierno y frágiles olvidos,
con los primeros cantos de los pájaros,
los primeros autos,
los insomnes que buscan el sueño en cualquier acera,
todos somos lo mismo…
en poco nos diferenciamos al amanecer,
a todos nos abandona el sueño,
a todos nos da por querer regresar a donde siempre…

Y metes las  manos en los bolsillos
y  piensas en el poema que nunca escribiste
y en los besos que quedan hasta la muerte



























sábado, 14 de marzo de 2015

SABES

"Sabes"







Sabes…
a veces soy como un lugar extraño
un camino con álamos y frío
un libro escrito navegando,
un barco de menta en el mar de tu boca.

Sabes…
la tarde tiene puertas que no abren
y no tengo llaves, sólo noches
y sólo cuentos que conoces, sólo cuentos,
aunque me quedé con la manzana envenenada
y el zapato de cristal y la conciencia…
pero las puertas no se abren y miro la luna
como si fuese un mediodía en la niebla de tus manos.

Sabes…
tal vez haya lluvia en tu mirada, lluvia o sol,
o viento de invierno, o música en tu espalda,
puede que tú también te sientas
como un lugar extraño, como un paisaje
oliendo a tierra mojada, a sonrisa dormida
en una rosa abrazada, a amores de vida…

Y la tarde tiene puertas que no abren
y soy como un lugar extraño
inventándome la cintura de una vida,
pintando lunas violetas con las uñas de los dedos.

Esteban Pérez Sánchez 




viernes, 13 de marzo de 2015

ALGUNAS INTERROGANTES ESTÚPIDAS

"ALGUNAS INTERROGANTES ESTÚPIDAS"





¿Son amantes sin manos las palabras?
A veces me hago preguntas de esas
y busco por los cajones de la casa
ropa vieja,  cartas de amor, trozos de mí
y encuentro poemas sin escribir y deudas pendientes.

¿Y cuando no beso el tiempo existe?
Parece algo absurdo, incluso irracional,
pero tiene sentido enajenado y eso
hace sentirse incómodo a los que besan
y a los que tienen boca y guerras y armas.

Pero…  ¿Son amantes sin manos sin palabras?
¿Tienen sexo los acentos?
¿Se enfadan las palabras mal escritas?
¿Qué dice el Papa de todo esto?
¿Y su paloma?

Tal vez debería de dormir el silencio
o  dormir en tus interrogantes
si me besas

Esteban Pérez Sánchez




jueves, 12 de marzo de 2015

DICEN... DIGO


"Dicen... Digo..."



La forma clásica envejece
                                      -dicen-
debe ser cosa de intereses creados
por cierto el amor ya no lleva
ahora se queda con las cosas viejas en casa
                                       -dicen-

dicen que mañana es mañana
y seguro que aciertan
y mañana son unas piernas dulces
y un abril roto
y un te quiero amor entre mis manos
                                        -digo-

Sé que toca morir en las costumbres
ha sido siempre así… siempre y nunca,
por cierto, antes de terminar, dicen también
que cada verso es un poema único

                           Dicen... Digo...

Esteban Pérez Sánchez

miércoles, 11 de marzo de 2015

La luz del instante que acaricia




"LA LUZ DEL INSTANTE QUE ACARICIA"


La luz del instante que acaricia
el obstáculo azul de la mirada

El más absoluto de los silencios
en las manos que quedan solitarias
del viento común de las palabras

Los dioses que inventan lentitudes
de unos pensamientos que se agolpan
en la luz invisible de un abrazo

El fracaso de todo lo correcto
en lo probable de algunas correcciones

La tarde afín que se aproxima
tan lejana de placeres en los cuerpos
y  la luz que siempre me abandona

en la piel de un poema enloquecido

martes, 10 de marzo de 2015

ESTIMADA PROFESORA DE LENGUAJE





ESTIMADA PROFESORA DE LENGUAJE

Estimada profesora de lenguaje:
Después de más de tres décadas pasadas
me acuerdo más de sus piernas y sus faldas
que de los artículos, verbos y preposiciones,
ese cortar flores sobre la tierra macilenta,
leer a Góngora a eso de las cuatro y media,
sacar punta a los lapiceros de madera
y dejar un rastro de hollín en los cuadernos,
mis eternos compañeros, por qué la infancia
es algo eterno, siempre jugaban a hacer
estructuras y matemáticas en sus clases,
también hice lo mismo con las ciencias
que tienen ciertas querencias hacia las letras,
al caso es que luego de tanto tiempo añoro
la sutileza precoz de aquellas piernas
y por qué no la edad infantil que nada asegura
igual que ahora

Esteban Pérez Sánchez